Año III - número 13 - Mayo 2004 - Buenos Aires Argentina
-

Editorial

Los falsarios y la risa
Por Conrado Yasenza

Entrevistas

Gullermo Saccomanno
Por Amalia Gieschen

El Damero

De un escenario político sin política
Por Claudio Barbará
Empobrecimiento lícito
Por Alfredo Grande
Séneca y el infortunio del hombre sin poder
Por Marcelo Manuel Benítez
Fabricantes de Dios
Por Mery Castillo-Amigo
Las mujeres de Buenos Aires
Por Mirta Vázquez

Ajo y Limones
Zona literaria y miscelánea

La poesía en Julio Cortázar
Por Juan José Hernández
El Gaucho en la Tinta Segunda entrega
Por Marcelo Luna
Escuelita de destrucción de ideas
Por Rubén Fernández Lisso
Detrás de la pantalla, Hombres y mujeres del dobleje en acción
Por Carola Chaparro
Un cuento perfecto: "Esse est percipi" - Una de las crónicas de Bustos Domeq
Por Daniel Bruné
El Porteño
Por Variya

Poesía y Cuentos

El ventilador
Poema inédito
Juan José Hernández
Poemas de Rubén Fernández Lisso
Poemas de Conrado Yasenza
Cuento:
"La antesala del fin"
Por Diego Quinteros

El ojo plástico

Antonio Santos

Batea

Libros:
"Sea su propio jefe"
Autor:
Por Carola Chaparro
Libros:
"La noche más polar"
Autor:
Por Amalia Gieschen

Galerías


María Cristina Fresca:

María Cristina Fresca


Jorge Manuel Varela:

Jorge Manuel Varela


Marcelo Manuel Benítez:

Galería Marcelo Manuel Benítez


Kenti

Kenti


       Ajo y limones: Zona literaria y misceláneas

El porteño

En el número anterior presentamos “El Extranjero”, un pequeño homenaje a Luca Prodan, a quien recién habíamos descubierto en estas tierras. Ahora llega “El Porteño”, una pequeña crónica de los últimos días que Luca pasó entre nosotros

Por Variya


“Yo no quiero guita. Yo quiero a mis amigos y a la gente”

La ceremonia de Sumo estaba en alza. Cada vez mejor música, cada vez más intensidad. Cada vez más gente para verlos. Hubo una seguidilla de shows en el teatro Astros que fue memorable. Al punto que ya existían los que decían:
-Sumo antes era buenísimo, cuando tocaban en el barco María Sí o en Einstein, pero ahora los van a ver todos los caretas.
Sumo ya era popular. Pero, para sorpresa de todos y dolor de muchos, Luca se murió un día de diciembre de 1987. Un compañero de trabajo que escuchaba la radio me lo dijo, pero no le creí. Cuando llegué a Constitución y ví la tapa de Crónica quedé consternado. Fue la única vez que Luca salió en la tapa de Crónica. En realidad, fue la única vez que salió en la tapa de un diario, lo que indica con bastante claridad qué es lo se puede encontrar en la tapa de los diarios. No compré el diario.
Quienes vieron a Luca muerto dicen que estaba sonriente. También dicen que estaba azul. Justo él que cantaba tan lindo No te pongas azul.
Unos días antes, habíamos visto el último show de Sumo en el Club Los Andes. Todavía tengo grabada la cara de preocupación de María diciéndome: -Está hecho mierda. Luca estaba hecho mierda. La cabeza rara, como un chupetín bolita, sin gracia. Los hombros caídos... Estaba flaco... La energía de Luca no apareció nunca esa noche. Ni Camarón Bombay, ni Fuck you, ni Next week (nesquik), pudieron levantar los ánimos. Esa noche, en Lomas de Zamora, hizo frío. Y nada pudo calentar los corazones. Terminó siendo el último show de Sumo, con Luca en el escenario.
Por esos días, los periodistas Walter Rodríguez Salvi y Fernando Jasminoy le hicieron un extenso reportaje, que registra una versión de Luca bien de acá. La nota fue publicada en el libro “Luca”, Un ciego guiando a los ciegos, del ex rocker Carlos Polimeni (ahora opina por TV).

Lo que sigue es una selección de Luca textual:

*

“Yo no puedo detectar qué le gusta a la gente. A mí me gustaba por eso la época anterior, en donde yo después de tocar me iba a la barra y venía la gente, venía a hablar, pero no era adulación sino porque le interesaba hablar. Pero ahora me dicen:
-¡LUCAS! Me regalás la remera. ¿Qué pasa? Encima me dicen Lucas, yo me llamo Luca. En Obras, cuando tocaron Los Ramones, me quedé con los pantalones nomás, me sacaron los anteojos, la remera. ¡Hasta las ojotas! Me quedé ahí en Obras, en pantalones. Eso es muy idiota.”

*

“Yo nunca fui a Brasil. Pienso ir este verano, de vacaciones. Lo que pasa es que cuando yo me voy de vacaciones siempre me voy a Córdoba, al retiro de las sierras, los ríos cristalinos, donde no hay nadie. Hasta podés ir en bolas si querés. Y podés estar en Brasil... aire puro. Vas a Brasil y te encontrás con todos los -soy loco soy, soy argentino pero estoy loco porque estoy en Brasil... estoy re loco, estoy en ojotas ¿viste? ¡Qué tipos que no los banco!”

*

“Yo no entiendo a esa gente que dice: -Yo voy a ser psicoanalista. Y entonces va y estudia psicoanálisis, y después agarra a un pobre tipo que está re mal y le empieza a decir cosas. Y qué carajo sabe esa persona... “

*

“Mis padres me mandaban a la iglesia y ellos no iban. Y entonces pensé: ¿Cuál es? Váyanse a la mierda. Yo tengo que ir ahí todos los domingos en vez de estar cazando lagartijas con mi honda.”

*

(...) “No cobré mi guita en SADAIC y tengo como 60.000 australes. Y hoy tengo 130 australes porque ayer toqué. Ayer, antes de tocar, tenía 3 australes. Esa era toda mi guita en el mundo. Yo no quiero guita. Yo quiero a mis amigos y a la gente.”

*

“Yo no le hago apología al alcoholismo porque es horrible. Yo voy a dejar de tomar. Dentro de poco voy a retirar algo de mi guita de SADAIC y me voy a meter en un lugar, qué se yo, en Formosa. Internarme en un lugar en Formosa, la provincia desconocida. ¿Vos fuiste a Formosa? ¿Y vos? Nadie. No conozco una sola persona que me haya dicho: -Fui a Formosa. Yo amo Formosa. Nunca fui y quiero ir.”

*

Luca no fue a Brasil a pasar las vacaciones. Pero eso sí, dejó de tomar. Quizás se fue a la provincia desconocida. Es una lástima.
La mamá de Luca dijo que los ocho años que su hijo había vivido en la Argentina fueron de regalo. Gracias Luca.

Por Variya


Agradecemos su opinión sobre esta publicación

Por favor, seleccione la Nota sobre la que va a opinar:
Apellido y Nombre:
Código Postal y Localidad:
País:
Email:
Ocupación:
Su opinión sobre esta nota o sobre nuestra publicación:

Muchas gracias por su contacto

  

 



|© La Tecl@ Eñe - Ideas, cultura y otras historias - Todos los derechos reservados|
Registro de la Propiedad Intelectual 267822 - Queda hecho el depósito que marca la ley.
Copyright ©2001- 2004

Propietarios y Directores: Marcelo Luna - Conrado Yasenza - José Antonio Borré
Buenos Aires - Argentina